martes, 29 de diciembre de 2015

MI ALMA LOCA (UNA CONFESIÓN MALEVA).-


¿Es que acaso los humanos no llevan a cuesta su locura?

Heme acá sumida en los tangos y sus devaneos jugando al amor y al dolor sin diferenciación. Una que otra y, más de una lágrima, se escapa de mi  pecho deslizándose de mis ojos a mis labios como destino final o quizás  para encontrar su destino,  más no su extinción… Son perlas salinas que siguen al ritmo vocal de Gardel, para hacerme la vida un cuadrito ya que me pinta en mi esencia más natural, donde la  nostalgia me arropa sin piedad. Y todo hasta el desgarro de mis más íntimos recuerdos y evocaciones maternales en sus amores ilusorios devenidos al son los tangos vespertinos…Llega hasta mi el eco de ese tango llamado “Alma de Loca” a restregarme en sus acordes  y sus letras, el dolor que mi alma refleja, no por capricho, pero sí, por coincidencia; son estos unos versos bien aprendidos y grabados en contenido y sentido, para siempre, en mi existencia.

“..Quién creyera, milonguera, vos que siempre te reíste,
y que siempre te burlaste de la pena y del dolor,
ibas a mostrar la hilacha poniéndote seria y triste
ante una pobre muñeca modestita, y sin valor.
Yo te guardaré el secreto, no te aflijas, milonguita,
por mí nunca sabrá nadie que has dejado de reír,
y no vuelvas a mirar a la pobre muñequita
que te recuerda una vida que ya no puedes vivir.”
!Es que la vida te enseña a posar para la foto y  tienes que sonreír!

Cómo no recordar que fueron los tangos, mis primeros nutrientes, cuando asomé a la vida. Estos vinieron del Sur, taciturno y voraz,  con su prosa melancólica y triste,  más triste que mi propia vida infantil. Por ellos, por mí, por todos, aún estoy sumida en el dolor, dolor que ha sido mi fiel compañero desde que recuerdo haberme encontrado pensando en serio. Las cuatro estaciones han pasado por esta grisácea vida mía, sin gloria, pero con mucha pena. Ni las más florecidas primaveras han logrado arrancarme el sabor amargo de la tristeza  con la que siempre he coqueteado.
 !Ante una vida que canta con lágrimas en los ojos, sólo corresponde seguir la ruta indicada!
Sé, lo sé, que lo hago, me sonrío, que es cómo decir, invento que río. Hago, o creo hacer que mi risa, sea un motivo que exalta alegrías y lo logro a ratos. A veces, lo intento con juegos de palabras, para desentenderme de la penumbra que abraza mi compungido y desconsolado corazón. Sólo por momentos, consigo distender  mi contracción facial, esa que me delata, sin disimulos, muy a pesar de mis afinados intentos. Todos los sentimientos se transparentan en mi piel con profundas cicatrices y  sus señaladas  arrugas.Nada en mi permanece oculto porque vivo frente a un telón levantado, actuando la obra maestra que es  mi Vida.
!Sólo la conciencia puede hacerse cargo de tus lágrimas aprendidas, MUJER!

Esos guiños tensos no me animan a soltar la bandera del deber ser.  A veces, quisiera dejar que el mundo caiga maltrecho a mis pies,  para ver si así puedo encontrar alivio al tango que he hecho de esta presencia terrenal femenina. Cada día,  repudio más a esta razón, a mi sentir y a este penar. Esta fantasmagórica figura que camina a mi lado  y que a tiempos desconozco,  ya no sé si es mi sombra o soy yo la que estoy soñando y me veo en este tragicómico convite, sin salida y con las puertas de par en par.

!Por eso dicen que la mas grande de las prisiones en un alma presa de sí misma!

Alguien, no sé qué Dios fue ese, me comunicó algo indescifrable o quizás no era  indescifrable y ya venía decodificado pero no lo entendí.Lo que sí me queda claro es que me debe  haber dicho al oído que yo era fuerte, hecha para las batallas !Ah, malaya! qué suerte para  esta alma que morirá como ha vivido, sumida en una  moribunda  tristeza. O tal vez, me decida leer la letra pequeña de los margenes,palabra por palabra,  para descifrar cómo sacó a pasear la gitana que llevo dentro. A lo mejor es sencillo y sólo debo y romper las cadenas del deber para aliviar la condena que me ha llevado presa de la RAZÖN en esta frágil existencia que me ha tocado en suerte.
!Decretar una muerte secreta del presidio, ya es en sí, un nuevo tango!

Cuando se me ha ocurrido  caminar buscando la fuerza, el sentimiento y el valor y el furor, para sacar a pasear, este rencor que se posesiona de mí, me sostengo en la esperanza. Tal situación me acongoja, hasta sentir que es la muerte la menos cruel solución al dilema  de vivir en las olas de la infelicidad, pero también me cuestiono ante la idea de salir a navegar al desnudo, negando la fragilidad y delicadeza con la que me dotó la naturaleza, para disfrazar mi eterna desgracia en este mundo de desaforados, de corta memoria y extensa maldad.¿ Será mi trabajo buscar en el rosal muerto las rosas vivas y fragantes? Es posible, pero aún no lo confirmo.

!Hacer como la flor de Loto me ha tocado para evitar la hecatombe!
Y sigo como si estuviera viva, escuchando mis tangos que son el reflejo de mi atormentada niña… y así sigo  y sigo, hasta agotar el mar de salinidades que llevo conmigo… Hasta que una estruendosa  carcajada se me sale, sin querer, es esa que viene a recordarme aquella vieja ópera Pagliacci, que cantaba ese famoso tenor:  Enrico Caruso, otro  loco, que sigo amando más que a mi misma… 

!Porque el amor es pasión y locura, yo loca por el tango y, por designación maternal, me hago cargo de mi amor y lo coloco donde me place!

!Acepto con cordialidad la cuota de locura que me toca!
________________
Acá les dejo esta magistral obra de: Guillermo Cavazza(Música ) y Jacinto Font (Letra) del año 1927





Raiza N jiménez/ 2014


lunes, 12 de octubre de 2015

LA HETAIRA PÉRDIDA: Una Semblanza de la Diosa mujer-carnal.

COMENTARIO.-
Retomo este trabajo- que me gusta mucho- por el contenido psicológico y lírico y espiritual que encierra sobre todo en la enseñanza de hombres y mujeres, respecto a lo valorado en ambos y para ambos, en la trayectoria vital y, en el inevitable encuentro amoroso con un otro, muchas veces, idealizado.Pero carente de esencia espiritual y el mayor tiempo muy terrenal y frugal.Acá intento esbozar someramente las creencias mágicas-religiosa que tiende a confundirnos a la hora de intentar definir la naturaleza humana del amor y sus consecuencias.rnj/2015
__________
LA HETAIRA PÉRDIDA
Hombre baja del pedestal y hazte sentimiento
conmigo que la felicidad es mujer, es femenina.
Es fuerza sutil, es vida, generación es fertilidad.
Acepta que en ese viaje vital de tu género está
el secreto de tu compleja y dolorosa esencia.
¡Sin tu madre, la mujer, no serás posibilidad!
Ven a mi vera y te enseñaré a vencer el dragón
que te separa de la doncella que ha creado tu
delicado corazón, tu sensible y varonil alma…
Acércate y te hablaré al oído de tu marca y sabrás.
¡La gentileza, la suavidad, la calidez son tu fuerza!
Ven te ayudaré a vencer el miedo a enfrentarte
a ese gran monstruo que está viviendo dentro de ti.
Soy mujer, fui doncella, soy madre y soy la maga…
Poseo el secreto del Grial que te ayudará a vencer
En la quietud, tú encuentro con todos los peligros
inherentes a tu naturaleza masculina que pende.
¡Si logras domar el miedo a la mujer en ti, vencerás!
Ven a mí que te despojaré de ese manto que cubre
toda la fortaleza que deviene de haber nacido varón.
Tu lucha no es contra el ánima que llevas contigo...
La nobleza de tu génesis está en mi naturaleza sutil.
Esa lucha contra tu feminidad es el triunfo de la muerte.
¡El éxtasis de la vida está en la unión de los opuestos!
Marcado has sido por el antagonismo de tus fuerzas.
Eres inocencia, inconsciencia y tendrás conciencia.
Nos has aprendido aún que la quietud te ayudará a la
integración de los fantasmas, las fantasías y las sombras.
En tu afán guerrero has destruido la capacidad de intuir.
¡No podrás destruir al dragón, el tesoro y la doncella!
Todo aquel que destruya sus sueños matará su vitalidad.
La heroicidad no está en destruir lo externo, pero sí, en
integrar a tu corazón y en el amor, la lucha por tu paz.
La nobleza en el hombre consiste en evitar su muerte
y la lucha inconsciente que no tendrá un futuro de paz.
¡No te rindas busca el arte en el ánima de esa que amas!
La destrucción de tus sombras te dejará sin sueños…
Sin tu dragón te quedarás indemne, sin fuego y sin pasión.
Busca la HETAIRA que con su conocimiento y arte de la vida
te guiará y te enseñará el valor excelso de la feminidad…
Ellas son las reinas, las magas, las sacerdotisas sacrificadas
para que la masculinidad menguada encause su fortaleza y valía.
¡Tú salvación y tu pedestal está en la integración de Sofía y Hetaira!
Raiza N. Jiménez/10/1072014

Nota:
Para acompañar este trabajo elegí un fragmento de la Ópera Thais de Jules Massenet, en 1894 y estrenada en 1911. Esta se desarrolla en 3 Actos que envuelven una historia de censuras, pecados, amor, arrepentimientos y muerte terrenal con promesas celestiales.





domingo, 13 de septiembre de 2015

ENTRE JUICIOS, ENJUICIADOS Y ENJUICIADORES..- CASO LEOPOLDO LÓPEZ




                                                           





Humanidad
Ali Primera
 
"humanidad, humanidad
hay motivos de alegrías
pero de tristezas
hay muchos más
hay motivos de alegrías
pero de tristezas
hay muchos más"


En plena reflexión me he mantenido frente a los últimos acontecimientos atinentes a la ejecución de una sentencia que a toda vista luce injusta y amañada. Tal acto, al parecer, no es más que el presagio confirmado y la reiteración de cómo opera la verdadera canalla, cuando se dispone a accionar su maquinaria en contra de los símbolos y emblemas que sostienen la  idiosincrasia de un pueblo y su andamiaje de supervivencia, ese del que echa mano cuando la necesidad obliga o ante las dificultades y las tragedias. Las acciones insidiosas y desmoralizantes, por parte de quienes ostentan el poder, suelen debilitar el sistema de creencias, fe y esperanzas del sector, al que desean, al precio que sea, descorazonar.
Ciertamente, más allá de la sentencia, de años, días, minutos y segundos, subyace el verdadero objetivo de la misma: ejecutar el mandato de “Tierra Arrasada” que más que un cliché sacado de las rémoras de los años 60’s o de  los ultras-vividores de oficio, arietes   que muestran sus garras en el mundo bélico de las pre y post guerras, es un movimiento con tentáculos entre las grandes mafias que socaban las bases económicas, morales y espirituales del mundo.  En nuestros predios, ahora, aporta un nuevo contenido de “caída y mesa limpia”, es decir, se implementa “a paso de vencedores” la propuesta de acabar con las estructuras que sustentaban al pensamiento libre que da espíritu y marco a la democracia que una vez tuvimos. Se quiere a “trocha y mocha” borrar  y destruir de la memoria de este pueblo, su progenitura, tal como lo hizo Caín con Abel. Y, lo que es peor, tal fechoría se ha gestado en el vientre de esta tierra sagrada, haciendo alianzas permisivas y derrotando todo orden legal que impidiera el desangramiento de los ciudadanos de este país y de su erario público.
Vale decir, que en esta especie de cruzada, una camada de sujetos o instrumentadores del desastre, se han enriquecido, han comprado voluntades internas y externas y, lo más nefasto aún, se han confabulado con extraños y propios para hacer alianzas que han desencadenado la sumisión y entrega de nuestro suelo – en una nueva colonización-  a países  que se han chupado, sin compasión, las riquezas del nuestro.
Pero creo sin dudas, que lo más penoso es que han ido logrando destruir el patrimonio cultural y económico venezolano, que con tanto esfuerzo se estaba logrando. Estamos frente a una realidad, somos pueblo sometido  y entregado al peor postor, somos el hazme reír del mundo. Nadie se explica que con la historia que llevamos en las venas y con las riquezas que nos ha dotado la naturaleza, estemos hoy, en la más humillante de las situaciones: luchando a cuchillo por un mendrugo de pan. Nuestra historia es testimonio de lo que en realidad nos fue legado, en esencia somos hijos de LIBERTADORES y nos estamos comportando como hijos de esclavos sin absolución.
No nos llamemos a menos, somos el orgullo patrio y del mundo, ya que fuimos ejemplo de faenas libertarias, por cuanto, este bravo  pueblo  se montó sobre sus hombros la responsabilidad de libertar a otros  pueblos hermanos, también sometidos por otras botas menos tecnológicas y quizás más deseosas de formar parte de esta tierra, como lo hicieron cuando se fundieron en un solo pueblo con los originarios. Y en esa nueva raza nos convertimos y, desde allá, un pueblo mezclado con múltiples coloridos raciales y con un sincretismo a cuesta que nos está costando mucho defender de los NUEVOS COLONIZADORES, UNA ESTIRPE QUE EXPRIME AL PUEBLO, COBRAN Y SE DAN EL VUELTO... Y NO QUEDA PARA MÁS NADIE.

Constato nuevamente, que esta subespecie que se hace llamar bolivariana, de ninguna manera enaltece el nombre del padre de la patria, al contario, degrada y humilla la memoria de tan grande hombre, que fue forjado para la LIBERTAD de sus hermanos. La nueva -no tan nueva horda- está sedienta de ratificar su mal avenido poder y se ensaña, bota encima, contra todo un pueblo, para dejar bien claro quién manda en esta gran hacienda, antes llamada país. Por cierto, hoy como lo apodara el Dr. Agustín Blanco Muñoz, Venezuela es llamada el ex país.

Nuestra patria es VENEZUELA y no otra, y menos una decretada desde la usurpación de los valores y derechos por una parcialidad venezolana y extranjera…
Es mucha la sangre que se ha derramado por siglos, para sacarnos de la oscuridad y la esclavitud, por ello, no podemos permitir que nuestra luz interna se apague. A cada VENEZOLANO que se sienta hijo de Bolívar, le corresponde la responsabilidad de defender el patrimonio moral que nos legó este hombre real de carne y hueso…

VENEZOLANO, EL LLAMADO ES A SACAR A PASEAR LA LUZ DE TU RAZÓN Y DE TU CORAZÓN, A NO NO PERMITIR QUE TU PATRIA SE PIERDA EN LAS INCLEMENTES MANOS DE TUS CANCERBEROS, ESOS QUE SE HACEN LLAMAR LOS NUEVOS LIBERTADORES Y QUE TE ENTREGAN CUÁL PROSTITUTA INSERVIBLE AL MEJOR POSTOR…


COMO DECÍA EL POETA DEL PUEBLO, ALÍ PRIMERA EN SU TEMA: ALMA MATER:

“…De nosotros depende
que un silencio oscuro
recubra tus libros *( y tu conciencia)
De nosotros depende
que se mueran los niños
en los vientres sin parto
pero te salvaremos
a pesar de tus enemigos
los de afuera y los de adentro
pero te salvarás.”
*Subrayado de la autora.



jueves, 12 de febrero de 2015

Hermes Trimegisto (Esbozo mitológico del Mensajero de los Dioses)



                                                             

                                                   



  1. Introducción
  2. Introducción
  3. EL Origen
  4. El Kybalión
  5. Legado Hermético
  6. La Trilogía (TRI)
  7. Algunos Axiomas Herméticos
"... El conocimiento es la riqueza que no
se hereda y el único artículo de viaje
cuando se desencarna".
(Felas du Richard, 241, 1981)
I.-INTRODUCCIÓN.-

Dice la leyenda que Egipto se convirtió en un santuario del mundo, al ofrecer un testimonio de sabiduría sacerdotal, el cual quedó esculpido en la colosal esfinge Giseh, monumento éste, que pasó a formar parte de la simbología esotérica de ese pueblo y motivo de curiosidad para el mundo occidental. De hecho, los misterios de la naturaleza en su dualidad son la evidencia de una génesis humana emergiendo de la naturaleza animal. "... Una cabeza de hombre sale de un cuerpo de toro con garras de león, y repliega sus alas de águila a los costados. Es la Isis Terrestre, la Naturaleza en la Unidad viviente de sus reinos". (Schure, 1983:143) Macrocosmo, Microcosmo, hombre, toro, león, águila, aguatierraaire y fuego se subsumen en Giseh, como bases de las profecías y las ciencias ocultas. En esta esfinge quedó plasmado uno de los misterios del espíritu y de la verdad, cuyas claves tendrán que ser descifradas por los sucesores de la raza negra.

II.- EL ORIGEN.-
Como hijo legítimo de esta mezcla, emerge HERMES RAFAEL THOH TRIMEGISTO, de quien se dice fue formado e iniciado en los misterios de las doctrinas sagradas etíopes, griegas y egipcias.
Ahora bien, ¿Quién es Hermes? Se representa como un símbolo o figura mitológica, cuyo nombre al igual que el de Buda, Jhesus ( Jesús), Rama y otros avatares; se utilizó para designar a un representante de una casta divina "semejante" a Dios. Se dice, por otra parte, que Hermes fue un ser capaz de interpretar fehacientemente la palabra o el mensaje de los dioses y, así mismo, el encargado de mediar ante los dioses para ofrecer testimonio acerca de la existencia de la divinidad. Hermes en griego significa intérprete. "... la palabra "Hermes", indica ya un misterio". (S. Raynaud, 1966:191). A Hermes se le agregó el vocablo TRIMEGISTO ( tri: tres veces) y Mega: (grande) Así, su nombre quiere significar, tres veces sabio, tres veces grande. Otros autores le identifican como un Maestro de Maestros. Por ejemplo, para Schure "... El nombre de Hermes es un talismán que resume y un sonido mágico que evoca". (1966:145) a la región supraterrena de la iniciación celeste. Se dice, además, que Hermes especie de divinidad, gran iniciador de las clases sacerdotales en Egipto y por consiguiente, el depositario de las tradiciones iniciáticas y ocultas de esa civilización. A Hermes se lo compara con la divinidad suprema, es decir, con Dios. También, se le asemeja al planeta Mercurio que representa la sabiduría y el conocimiento de todo aquello que es secreto.
Hermes nace en Egipto, rodeado de los conocimientos místicos venidos de la India, Persia y Etiopía. Dentro de su pueblo se le considera como un rey y sacerdote, como un ser elegido de los dioses. En la época de Hermes, Egipto se convirtió en el gran centro de la sabiduría mística y se le considero la madre del ocultismo.

Algunos autores señalan que Hermes, fue contemporáneo de Abraham y llegó a ser el maestro que lo instruyó e inició en los misterios de la más alta Magia Sacerdotal. La obra de Hermes, cuyo legado obtuvo por inspiración divina, era materia de consulta obligada, para todo aspirante a adentrarse en los misterios espirituales. A su formación se le atribuye la evidencia de haber legado sus inventos musicales; los ejercicios preliminares para la práctica del Hata Yoga, principios de la Aritmética, tratados de medicina, a través del arte sagrado de la alquimia; el arte del manejo de los metales; la Lira de tres cuerdas; las ceremonias de culto a Dios; estudios de Astronomía; la escritura o grabado y muchas otras habilidades.








III.- EL KYBALION


De acuerdo a El Kybaliónlibro sagrado y de los misterios "... Hermes fue y es el Gran Sol Central del ocultismo". (1974,8) Se le llama también el Dios de la Sabiduría. El nombre de Hermes ha sido utilizado por las ciencias ocultas para significar todo aquello que no es del dominio público, todo aquello que es sagrado, privado.
En este sentido, se puede decir, que las ciencias herméticas, como su nombre lo índica, esconden la tradición secreta y esotérica de la humanidad. Por ello, encontramos en forma constante que la palabra hermético, se utiliza para nombrar o identificar, todo aquello que está "... cerrado para todos los que no tienen la palabra, la fórmula para abrirlo". (S. Raynaud,1974:73)

IV.- LEGADO HERMÉTICO

Entre las obras, cuya autoría, los egipcios le adjudican a Hermes, se cuentan 42 libros y la famosa Tabla Esmeralda o Esmeraldina. Esta última obra, ha sido considerada como la llave de la sabiduría y el ocultismo, ya que según los estudiosos del ocultismo, encierra los secretos de la "Piedra Filosofal" o secreto del "elixir de larga vida".
Por otra parte, se dice que Hermes dejó un precioso legado grabado en una piedra de esmeralda. Dicho mensaje se puede sintetizar en lo siguiente:
La unidad del ser y la unidad de la armonía de las cosas, según las escalas ascendente y descendentes; la evolución progresiva y proporcional de la Palabra; la ley inmutable del equilibrio y el progreso graduado de las analogías universales; la correspondencia entre la idea y su expresión, proporcionando una medida de semejanza entre el Creador y lo creado; la matemática esencial del infinito, demostrada por las dimensiones de un sólo ángulo en lo finito: todo esto esta expresado por una sola proposición: " lo que está arriba es como lo que existe abajo, y lo que existe abajo es como lo que existe arriba, para la realización de la cosa única. A esto se añade la revelación y descripción iluminadora del medio creador, el fuego pantomórfico, el gran medio de la fuerza oculta en una palabra, la Luz Astral. (Levi, 1978:50)

La Tabla Esmeralda expresa la trinidad que rige la Naturaleza entera. El ternario o los tres mundos. La tesis, la antítesis y la síntesis de la Filosofía.

1.- Es Verdad: Verdad sensible del mundo físico.
Ciencia contemporánea.
2.- Sin Mentiras: Verdad filosófica, oposición al mundo físico.
Mundo metafísico.
3.- Muy Verdadero: La Síntesis o unión, que representa a la verdad
Inteligible. Mundo divino.


V.- LA TRILOGÍA (TRI)
  1. La verdad debe ser contemplada: 1) En su triple aspecto, es decir. Que representa a lo Físico, Metafísico y Espiritual, 2) Es necesaria la analogía para conocer las leyes y 3) Se deben llevar las leyes a síntesis de la Unidad, para conocer la Causa Primera.

  2. NEGATIVO Y POSITIVO = ANÁLOGO PERO NO SEMEJANTE

  3. "... Y como todas las cosas han estado y proceden de UNO, así todas las cosas nacieron en esta única, por adaptación." ( Papus,s/f,68)
  4. TODAS LAS COSAS CREADAS SE REFIEREN: AL CREADOR.

  5. TODO PROVIENE DE LA LUZ O FUERZA UNIVERSAL
EL SOL: ( + ) Padre
LA LUNA: ( - ) Madre
EL VIENTO. ( receptor) Vientre
LA TIERRA: (materialización) Creadora

Este cuaternario es THELEME o TELESMA (voluntad) o principio universal que rige la creación del mundo. "... El Sol es su padre y la Luna su madre; el Viento le llevó en sus entrañas." (Levi, 1978,50)
Se dice que el Sol emanó la luz y a través de la Luna recibió movimiento y vibración, luego fue aprisionado por el viento que actuó como receptáculo o matriz y la Tierra hizo de nodriza. A este proceso se le llama el principio Universal o Telesma del mundo.

Para Hermes, esta Luz es una fuerza que puede ser aplicada como una palanca, como disolvente universal y como medio formativo y coagulativo. De modo, que la luz debe ser extraída de los cuerpos en los que está latente, a fin de imitar los artificios de la naturaleza, con el auxilio de sus diversas manifestaciones, tales como: fuego, movimiento, esplendor, gas radiante, agua hirviente y finalmente tierra ígnea.
Existen otras obras atribuidas a Hermes, entre ellas: El Divino Pimandro, Asclepio y Minerva del Mundo, tales legados han sido reproducidos por la Escuela de Alejandría y, se consideran una herencia cultural de las doctrinas herméticas. Las enseñanzas herméticas se encuentran en todas las culturas y en todas las religiones.
No obstante, la base fundamental de las doctrinas secretas de nuestros días, se apoyan en la obra atribuida a Hermes, parte da la cual ha sido transmitida de generación en generación y compilada bajo el nombre de: El Kybalión., Algunos estudiosos del tema señalan que gran parte de la información original se perdió y lo que queda ha sido rescatado por tradición oral, como lo conocemos hoy.

Ahora bien, la enseñanza de El Kybalión, asume los principios básicos de la alquimia hermética y su Filosofía Universal. De esta Filosofía, nos ha hablado Aldous Huxley, autor contemporáneo, que la designa con el nombre de Filosofía Perenne. Ahora bien, la construcción filosófica que hace El Kybalión, está basada en siete principios básicos, considerados éstos, como Principios Universales de la creación y son los siguientes:





1.- MENTALISMO
2.- CORRESPONDENCIA
3.- VIBRACIÓN
4.- POLARIDAD
5.- RITMO
6.- CAUSA Y EFECTO
7.- GENERACIÓN

El Kybalión, así mismo, orienta el quehacer humano hacía la búsqueda de la espiritualidad mediante el aprendizaje divino en lo terrenal, cuando señala que:
Donde quiera que estén las huellas del Maestro
allí los oídos del que está pronto para recibir
sus enseñanzas se abren de par en par.
Cuando el oído es capaz de oír, entonces
vienen los labios que han de llenarlos con
sabiduría. (El Kybalión,1974,17)
Tal aseveración guarda consonancia con el saber popular que dice que el maestro aparecerá cuando el discípulo esté preparado o receptivo a recibir las enseñanzas.

V.- ALGUNOS AXIOMAS HERMÉTICOS

Estos axiomas o proposiciones están estructurados de forma tal, para que el hombre aprenda a conocer su propia naturaleza y el comportamiento de la misma.
  1. " Para cambiar vuestra característica o estado mental, cambiad vuestra vibración."( p.137 )
  2. "Para destruir un grado de vibración no deseable, póngase en operación el principio de polaridad y concéntrese la atención en el polo opuesto al
    que desea suprimir. Lo no deseable se mata cambiando la polaridad." (p. 137)
  3. " La mente, así como los metales y los elementos, pueden transmutarse de grado en grado, de condición a condición, de polo a polo, de
    vibración a vibración." (p. 138)
  4. " El ritmo puede neutralizarse mediante el arte de la polarización." (139)
  5. " Nada escapa al principio de causa y efecto, pero hay muchos planos de causación y uno puede emplear las leyes del plano superior para dominar
    a las del inferior." (140)
  6. "El TODO es mente; el Universo
  7. "Macrocosmos y Microcosmos, no tiene principio ni fin."

Al analizar cada una de estas proposiciones nos damos cuenta que las misma han servido de fundamento al desarrollo de las nuevas tendencias del pensamiento espiritual en acción. De hecho, las prácticas orientadas al desarrollo personal y espiritual, que se conceptualiza en lo que se ha denominado la nueva era, tienen su asidero en estas enseñanzas.




lunes, 26 de enero de 2015

LA MUERTE COMO SUJETO DE EPITAFIOS (LA CONTEMPLACIÓN DEIFICADA)


                                                                                                   Autor: Héctor Cediel Guzmán.-

CUNEGO-HAMILTON (1764): Andrómaca llorando la muerte de Héctor, grabado. New Haven: Yale Center for British Art; foto:Yale. En: OCKMAN (1993
                                                                                                        

Hablar de la muerte, es hablar del amor, de la vida. De esa vida que nos dieron en custodia y que en cualquier momento se nos va. He leído por casualidad, al investigar algunas fuentes, al Doctor Orlando Mejía Rivera, quien es uno de los literatos exitosos, por su devoción tranquila y estremecedora, por las letras, sin buscar el éxito por los caminos tradicionales, porque creyó en sí mismo, en su entrega y trabajo riguroso, y creyó que solo hay que ayudarle un poquito a ese destino, que es un buen cancerbero. El doctor Mejía, además, posee una rica experiencia, trabajando durante 10 años con enfermos terminales.

Mi pretensión no es incursionar en un tratado de tanatología, sino especular sobre el hermoso arte del bien morir, como consecuencia o fruto, de un buen vivir, o sea, vivir bien para morir bien. No es fácil aprender a morir, pero acaso, fue fácil, ¿Aprender a vivir?

Muchos “viven” para no pasar de incognitos por la vida. Todas las vidas, son novelas decantadas por el tiempo.Debemos cagarnos en la noticia, del hermano morir tenemos, como lo dicen los cartujos, y lo recrea Octavio Amórtegui en unos de sus textos. Odio las citas, pero le agradezco a Rilke, Dante, Virgilio, Rene Char, la Storni, Neruda, Borges, La mistral, Cernuda, Julia de Burgos, Octavio Paz, Rubén Darío y sobre todo a Juan Manuel Roca por esa maravillosa antología de poetas suicidas. Los cito, porque sé que al leerlos, no tengo necesidad de buscar demasiado o citar referencias, porque mucho de sus imágenes, queda dentro de nosotros. Todas estas lecturas le aportan a los arquetipos colectivos que enriquecen al conocimiento de la humanidad, son los archivos del genotipo humano, sin importar si los llamamos archivos akasicos o cultura general…

Me interesa rescatar el poder de curación de las palabras. Que el enfermo terminal no se vea como un esclavo sumiso e indefenso, ante una medicina deshumanizada, insensible, robotizada y sobre todo: Muda.

La poesía nos permite conocer, sentir, vivir y hasta disfrutar de la muerte. La sociedad le tiene miedo a esta temática, pero como pésimo suicida, conozco la magia del ritual, de las ceremonias en la soledad, lo que es descender hasta el culo de la inmunda y por eso, dudo que sea un privilegio de Esquilo, el esconder el gran secreto de o sobre la muerte. Hablar sobre la muerte, no es perder el tiempo, porque nos enseña a vivir con mejor calidad de vida, con razones o por qués…

No somos Orfeos para rescatar a nuestras amadas Eurídices, de la muerte; ni tenemos que descender a los infiernos para entenderla. Los poetas son chamanes que utilizan a sus versos como instrumentos que les permita viajar hasta el alma de sus avernos y cantarnos sus experiencias. Creo que debe de ser mágico, el poder viajar por ese mundo de los muertos. Es una soberbia necedad el intentar inmortalizarnos, confiando en los avances de la ciencia. Como todo lo que nace, debemos morir. Por eso, pensar y hablar de la muerte, debe de ser natural y no un tema arcaico o vedado.
Así como Caronte conducía a los griegos muertos, un texto o una carta oportuna, nos puede ayudar a comprender y a bien morir. Hemos estigmatizado a la muerte. La religión nos ha hecho un daño inimaginado, al atemorizarnos con demonios e infiernos, inventados.

El esqueleto con guadaña es inventado en los siglos XVIII y XIX, así como fue inventado el purgatorio y el demonio. La “bella muerte” es inventada por los románticos en el siglo XIX y es inmortalizada por esos “poetas malditos” que hoy solo serían muchachos inquietos u hombres perdedores, habitantes de inframundos… equivalentes a desechables o despojos humanos, desechos sociales… indeseables murtes…

Jamás el hombre ha sido más indolente ante la muerte masiva, como el contemporáneo. Vemos a diario muertos por los noticieros, pero nos aterra ver o conocer un cadáver. Por miedo, nos privamos de la sabiduría profunda de los moribundos. La hiperrealidad audiovisual de la alta tecnología, jamás superará a los verdaderos testimonios con los que nos enseña a vivir, la muerte. Más que la carroña de Baudelaire, me impresionaron las imágenes del holocausto nazi, de Biafra o las hambrunas africanas, de Vietnam o de nuestra violencia en Colombia, ilustrada en su libro por ex Monseñor Guzmán Campos… Todos nuestros orgullos terminaran en un hueco negro, dentro de una bóveda en donde seremos devorados por gusanos o fuego…donde los hermosos ojos se volverán dos túneles fétidos… el magno sexo encogido y los signos de descomposición maquillando la belleza.

La vida es una novela decantada por el tiempo. Un cuartico de hora, que se puede resumir en breves epitafios, ¿O serán lejanos quejidos de sus agonías? como:
“Esta noche escapémonos como los gitanos para dormir bajo las estrellas”
“Es fantástico escuchar lo que las leyendas dicen de mí”
“La vida es una comedia del absurdo surrealista tratada trágicamente”
“La inmortalidad crece trágicamente”
“Creaba versos como esparcía oleo irresponsablemente”
“Vivió temiendo escaso tiempo para morirse”
“Aquí donde estoy, hay más libertad de pensamiento”
“Escribió para que sus lectores olvidaran sus problemas”
“Vive el muerto. Calla el vivo”
“Aquí termina la historia de una negra bohemia”
“Silencio: Duerme un pensador”
“Por fin se va a enterar Dios, que yo existo”
“Murió sin prisa, porque siempre creyó vivir demasiado”
“Nada mejor que morir embriagado y bien comido, porque el camino es largo”
“Que felicidad poder morir bien sanito”
“Fue voz de pieles. Himalaya del erotismo.”
“No se molesten por mí. Aquí estoy”
“Disfruta de la vida. Aquí te espero”
“No sé qué voy a ser cuando sea cadáver”
“Quiso ser el Velásquez de la poesía”
“Regreso al principio y fin de todas las cosas”
“Morir es seguir viviendo, sin ver, ni amar.”
“Aquí yace desnudo de pudor”
“Aquí yace solita Solita”
“Su única universidad fue la vida y el trabajo”
“Hay que ahorrar para morir tranquilos Todos se avergonzaban de su profesión murte. Nadie asistió a su entierro”
“Un minuto de silencio y después: Rumbo al olvido”
“Si me quieres llevar, llévame pronto… y Dios le escuchó…”
“Se pudrió como muchas almas murtes, en vida…”
“¡Esta hembra era un hermoso ejemplar! Murió con una mano en la tristeza y otra en el amor…”
“Por su seguridad mental… es mejor no leer mis obras Murió creyendo que así nacería”
“Morir es apagar la luz y disfrutar de la larga noche…”
“Vivió predicando con su testimonio… al morir hizo lo mismo”
“Me encanta esta bóveda por su espacio y el silencio”
“No murió, aunque murió.”
“Marcó un antes y un después, como todos los grandes”
“Fue perfeccionista, hasta para morir bien muerto”
Es triste el destino y los finales de aquellos que terminan abandonados como animales viejos o enfermos o cual gloriosos barcos de guerra en tristes deshuesaderos…

La muerte nos habita el cuerpo, desde el nacimiento. De los cementerios clásicos que desaparecen, extraño los monumentos. Hoy los parques cementerios en las periferias de las ciudades, se confunden con los moteles, en donde los amantes se devoran a sus amadas, cual cuervos a la carroña. Hace tiempo que el cementerio dejo de verse como el lugar sagrado en donde se duerme. De esa lúgubre mortaja inventada en el siglo XVIII se ha saltado, al vestir con el mejor traje y a maquillar el cadáver con una sutil sonrisa, porque “no debe de haber muerto malo”… quizás por eso, una mujer nunca se suicida con arma de fuego, y prefiere las sobredosis… para verse bella después de muerta. Quizás la cultura mexicana es de las pocas que se ha atrevido a quitarle el antifaz a la muerte y a reírse de ella… porque recordar a los muertos debe ser motivo de fiesta…
Hasta la cremación es una solución práctica. Nos libera de las necias visitas al cementerio… del sentimiento de culpa por abandonar las tumbas…

Se me hizo curioso al visitar un palacio cerca a Madrid, “el pudridero” o sitio en donde se confina a la realeza, para ese grotesco espectáculo…como es el proceso de putrefacción, de descomposición. Curiosamente hemos aprendido a convivir con “los cadáveres humanos o muertos en vida”. Quizás para no sentir pánico o temor, deberíamos meditar como los budistas, al lado de cadáveres en descomposición. Hasta la muerte como terapia, en las cárceles o centros de adictos, podría ser una exitosa terapia de choque.

Es curioso ver como la vida, ha aprendido a coexistir con la muerte. Aunque es injusto, que no todos gocemos de la muerte que merecemos. Todos vivimos muriendo y renaciendo, y este ejercicio natural, nos debería enseñar a bien morir. Quizás más que la misma muerte, nos aterra, el olvido. El instinto de conservación, puede ser simplemente: miedo a la muerte. Hasta la sociedad de consumo es feliz aterrorizándonos, para vendernos seguros de muerte, no seguros de vida, para quienes nos aman y quedan en lista de espera.
Son 5 los pasos de los enfermos terminales: La Negación, la Ira, el Pacto, la Depresión y la Aceptación.
Mis padres murieron de cáncer. Mi amado cuñado, murió de cáncer, y cuando me sugirieron unos exámenes para descartar cáncer, recuerdo esos días de agobio, de dolor, esa necesidad de llorar, las náuseas y la depresión. Pienso que nos hemos enamorado demasiado de las vanidades del mundo, como lo canto Ferrat Sánchez. Como la democrática muerte nos depara un destino, al que ninguno de nosotros, logrará escapar, ¿porque no permitir que se coman los humanos, lo que se han de devorar, los gusanos? Como dice un dicho por ahí…

A veces pienso que Dios si es un ser… debe de parecer alzhéimer o debe de haber muerto… o sino, basta con observar al mundo, a su creación, o a un engendro murte. Admiro el sarcasmo de Quevedo, capaz de hacer reír a muchos moribundos en su época.

En la fase de pacto, imaginamos que nos curaremos. Confiamos en la ciencia, en las oraciones. La fe y la esperanza, se convierten en las mejores medicinas, porque hay que tener visión positiva frente a la muerte, hasta se llega a anhelar la muerte. Nos alejamos de las necedades y del hombre, y hasta elegimos vivir lejos de la vida. Hasta los románticos suicidas aman la muerte y lástima que se perdió esa hermosa costumbre, de suicidarse en el salto de Tequendama, equivalente a un Salto del ángel, en Venezuela, en donde los suicidas depositaban sus cartas de amor o de despedida, en “la piedra de los suicidas”.

Quizás muchos coincidimos con Baudelaire al no considerar un mundo diferente a este. Quien no se ha preguntado: ¿Por qué la muerte se lleva a las personas buenas y deja a seres mezquinos o escoria murte?

En la fase de aceptación, la melancolía es serena. Se comprende y se acepta a la muerte, como un viaje que nunca termina. Reflexionamos sobre la finitud y madura la aceptación. Al aceptar la muerte, todo se torna más poético. Adelantamos nuestros epitafios, conscientes que aquí, solo venimos a conocernos, que la vida es un préstamo, que el silencio es necesario y hasta admiramos la filosofía de nuestros ancestros. Aprovecho para anexar algunos epitafios, que formaron parte de un ejercicio creativo:

“Como los grandes ¡abdicó a todo, por amor!”
“Fue pastor de vientos, tempestades y volcanes”
“Nunca le perdonaré al amor, no haberme hecho saber que era amado, cuando lo fui.”
“Murió asesinado, creyendo que todo el mundo es bueno”
“Aquí estoy porque deje de imaginar”
“¡Que tranquila que es la vida aquí! La vida es un viaje. Aquí es la última estación. Ahora viaja sin cesar mi alma”
“Nada es real. Todo es fruto de la imaginación, hasta la muerte.”
“Dios juega a los dados. Mañana usted puede ser el ganador”
“Ahora le encuentro sentido a la vida”
“Qué bueno que es morirse uno sanito”
“Dije: Dios mío, has que crea en ti… y me llevó a conocerlo… por eso, estoy aquí”
“Vine a la tierra para vivir y aprender a morir”
“La vida debe de ser una dramaturgia social con temblor erótico”.
“El hambre engendró mis peores guerras”
“Enfrentó a la muerte con elegancia”
“Del polvo venimos y polvo seremos. El polvo es lo más importante en la vida.”
“No huya. La muerte corre demasiado.”
“Lo sorprendió la muerte, viendo pasar la vida”
“Es curioso. Estaba tranquilo. Mientras el sicario sudaba nerviosamente”
“Bailaba como los colores del viento”
“Jamás imagine, cuantas imágenes puede crear la tinta.”
“Bueno, eso de que también estoy muerto… es relativo”
“Al tiempo le pedía tiempo…hasta que se le agotó”
“Tenía la fisonomía de una hermosa bruja”
“Que poca imaginación la de la muerte. Murió de muerte natural”
“Se lo llevó la muerte, al olvido”
“Lo más importante aquí es tener paciencia y no aburrirse”
“Aquí yace otro error murte, engendrado por Dios”
“Los muertos recibimos más flores que los vivos, porque el remordimiento es más fuerte que la gratitud”

Muchos moribundos aunque ven un túnel de luz, intentan soñar sus propios sueños, recordando seres queridos que vienen a su encuentro, objetos de gran aprecio en la niñez…recuerdos con gran valor sentimental de sus infancias es como regresar…. Para morir con tranquilidad.
Este arte de bien morir nada tiene que ver con la “piadosa eutanasia”. Solo los buenos poetas, saben disfrutar de la muerte. La eutanasia es más una opción de los vivos, que del mismo enfermo. El apreciar el valor de la vida, es lo que nos hace más productivos o creativos, en la vejez, a algunas personas. Siéntese frente a un anciano y pregúntese, si usted está seguro, de vivir más que él…

entonces, si somos hijos del instante, del hoy y del ahora, ¿Por qué no vivimos con intensidad, nuestro tiempo? No es curioso, que los mayores aprecien más las caricias, los besos, los paisajes, el contacto con la naturaleza….hasta que se intente recuperar la armonía con familiares o extraños… ¿Sera que el tener conceptos falsos sobre lo que es vivir, es lo que nos hace aferrarnos sin amor a la vida, sino con pánico a la muerte? Es el egocentrismo el que nos hace cobardes, frente a la realidad. Tenemos que desnudarnos, vernos y aceptarnos tal cual somos todos… sin máscaras, ni la más mínima prenda de disfraz…así sea tardío es te redescubrimiento. Machado nos sorprendió, cuando dijo: “Sé que voy a morir… porque no amo nada”. O la misma María Mercedes Carranza nos dijo, que cuando el miedo le llegaba, se iba a ver televisión, para seguir con sus mentiras…

Silva, el romántico poeta suicida (que es una hermosa versión y no la de asesinado por unas deudas) canta sobre la proyección de las dos sombras…hasta hacerse una sola sombra larga…
Ya no hay que detener los relojes. Ni evitar el ruido para no espantarle el sueño al muerto. He visto actitudes grotescas de plañideras inconsolables… pero no he visto que ninguna se entierre con el cadáver… es absurdo que se genere un hermoso entierro, a quien muere suicidado por el hambre o las angustias básicas, existenciales… por eso: no debemos llorar a los que duermen en paz, lejos de las rudas batallas mundanas…

Solo un poeta podría decir: “Oh blanca y dulce dama, no vengas aun por mi… luego ven a llevarme en tus dulces brazos, pero ten cuidado con la guadaña”. Es el cinismo didáctico de la fúnebre docencia. Es la sabiduría del silencio sinfónico del amortajado, que canta la fuga de los cuervos y de su mundo vil, para ser bocado de los gusanos. Que tal decirle a un soberbio “Poco antes nada, y poco después, ¡humo!” Solo el amor nos brinda ese oxigeno existencial, que nos permite sobrevivir a las agonías. No temamos a encontrarnos con nosotros mismo, y aburrirnos a tal punto, que deseemos la muerte.
Deseo terminar con unos últimos epitafios…

“Este es un verdadero mundo de silencio para pensar Marinero en tierra y poeta en el mar, como Alberti”
“La poesía puede ser una mano oportuna en el naufragio, para la soledad de muchas almas”
“Ahora que se lo que la muerte, sé que es lo que sospeche que era”
“Envejecer es un privilegio, así hayamos muerto varias veces”
“Creía que cada hombre era un mundo ¡Murió haciendo turismo! Su alma blanca ahora lo ve todo negro…”
“Morir no es bueno… por eso ocupa el último lugar en el orden de las cosas”
“No entiendo para que me enterraron viendo a las estrellas, si nadie escucha mis versos”
“Se muere cuando se pierde la costumbre de vivir”
“Definitivamente las vidas son novelas. Todas terminan iguales.”
“Ellos estaban de paso y nosotros también”
“Aquí le encontré sentido a la vida”

Y mis dos últimos consejos: Jamás olvide que para ser felices…solo se requieren de unas pocas pequeñeces...una pequeña casa, un pequeño auto, una pequeña finca, una pequeña empresa, una pequeña fortuna y una pequeña… y el otro consejo es: ¡Pórtense bien mal, para que la pasen bien rico!
Personalmente no deseo ramos fúnebres. Con ese dinero cómprense una botella de un buen licor y échese un buen polvo, a mi nombre y ¡Felices orgasmos! Porque seguro que esto de estar muerto, debe de ser bien aburrido….
Héctor Cediel Guzmán
Enero 2015
::::::::::::::::::::::::::::::...
                                                                                                 Cortesía de Raiza N. Jiméenz




Me habita la muerte* 

En el amor solté las amarras, desaté cadenas, me siento libre.
Y en esta libertad quiero contarle al mundo y a todo el que oídos
tenga, que ya nada me es familiar, ni ajeno y, en esta presencia 
paradojal, tampoco, nada de lo que uso me pertenece, ni siquiera
esta inexplicable vida, que sisifeando, a cuestas cargo y recargo.
Una vida que arremolino y sostengo, con más penas que glorias.

¡Certeza tengo que me será imposible retenerla, sin dolor!
Ni con filosóficos, espirituales o titánicos intentos, podría.
Persuadidas estoy, que vivo en tiempos y espacios prestados
y habitables; cedidos, por alguna gracia, que aún no me es
dado conocer y, no sé, sí se mostrará, pero sé que mueve
los hilos invisible de esta que hoy, he llamado, mi existencia.

Ni siquiera me es posible asegurar que algo siento o si siento.
Del amor, ese embrujante, sentí-miento, tengo las más notables
mentiras y tan pocas verdades, que no vale la pena el balance.
Mi alma que me despecha y la busco allí, en el pecho, es una
odalisca que se mueve al ritmo de un baile que no es, ni suyo.
La percibo frágil, fatua, imberbe, quimérica y desesperada…
En ella, no observo: el pasado, el presente o tan siquiera un futuro.

¡Nada y todo me ha poseído, a tanto y tanto, he pertenecido!

Todo se ha perdido en el arte de la vida y en la desnudez del estar.
La muerte, esa poderosa y temida señora, me ha visitado, dos veces.
Me ha retado y he regresado de sus sonrientes garras confundida.
Un sentimiento de placidez, extrañeza, timidez e impotencia me
ha embargado, en la concesión de mi vuelta con promesa de regreso.

Sé que no puedo escapar, que estoy sitiada, que me ve y me mira.
Que sólo es cuestión de su capricho, cuando me volverá a llamar.
Su guadaña me señala y se aleja para seguir martirizando en la espera.
Vivo sentenciada por su santa y biliosa voluntad, es mi verdad…

Los recuerdos de Kübler-Ross y sus moribundas enseñanza me
hablan y no hay manera de evitar el runruneo de mi mente, hecha
para la ilusión de la vida eterna, de la vida a voluntad y a la carta.
Vana ilusión la mía, cristalina quimera que me regresa al sendero
dónde no existen los oasis, porque todo está destinado a la muerte
y a dejar de ser lo que nunca ha sido, lo que nunca fue, ni será vida.
Es que, mientras tanto, la muerte espera contando sus minutos para ser.

¡Es que la muerte es engañosa, traidora, mezquina y usurpante!

¡Así, es la muerte y en ella está la vida!

Raiza N. Jiménez/ 15/09/2014


*La muerte inescrutable  como es, siempre será un sujeto de fascinación y temor.-